miércoles, 18 de diciembre de 2013

Balancán “Santuario del Mono Saraguato”: Oportunidades de Desarrollo para el Municipio

La aventura de la primatología en Balancán, no inicia hace 20 años, tampoco hace 15 años como se ha erróneamente mencionado en anteriores días. Esta disciplina de la biología inicia con los estudios de campo de la primera tesis de licenciatura en vida libre para Tabasco en donde se estudió el comportamiento de monos aulladores en un hábitat fragmentado y aislado por pastizales, tesis dirigida por el Dr. Juan Carlos Serio Silva y procedente de la División Académica de Ciencias Biológicas-UJAT (Pozo-Montuy, 2002). Las primeras observaciones se realizaron en la ranchería Leona Vicario en las propiedades de don José y Francisco Pozo Juárez desde el 2001, posteriormente en el 2003 la segunda tesis la elaboró Rodolfo Martínez Mota procedente de Xalapa Veracruz del INECOL A.C en el mismo lugar. Con estos antecedentes, la primatología de campo en Balancán tiene apenas 12 años nacida en manos del Dr. Serio-Silva y en cuna de nuestra alma mater la Universidad Juárez Autónoma de Tabasco. Sin embargo, el tiempo no lo es todo, este ensayo no se trata de cuando nació la primatología en Balancán, ni que institución la albergó en su momento en el municipio, sino de analizar lo que se ha hecho desde aquel entonces y las oportunidades que representa para el municipio una declaratoria de tal envergadura “Santuario Sagrado del Mono Saraguato”.
Figura 1. Fotografia del lugar en donde se realizo por primera vez en Balancán un estudio sobre los monos Sraguatos.

       Desde aquellos años, las personas locales se preguntaban y ¿Qué tanto le ves a esos animales?, ¿porque vienen personas de tan lejos (Xalapa) para estudiarlos?, ¿Por qué pasas todo el día en el monte (selva)?, efectivamente no sabían lo que estábamos haciendo y eso les llenaba de intriga y se vislumbraba una ventana hacia el involucramiento de la sociedad, cosa que no llego hasta este año. No fue sino hasta el 2006, después de cinco años de estudios ininterrumpidos que pálpito el corazón en formación de una pequeña estación de investigación de campo con la colaboración de colegas de la Universidad Veracruzana y del Instituto de Ecología liderado por el Dr. Juan Carlos Serio Silva, en ese momento se realizaba la tesis de Fabiola Espinosa tratando de resolver el enigma del poder digestivo de los monos aulladores en condiciones de perturbación procedente del Instituto de Neuroetologia. El poder de esta incipiente estación se sentía a nivel regional con estudios llevados a cabo por Yadira Bonilla en Playas de Catazajá Chiapas y un servidor a nivel municipal en Balancán, Emiliano Zapata y Tenosique por los estudios de maestría estando en el INECOL A.C. 
Figura 2. Labores de adecuación y limpieza en lo que fue la primera estación de primatologpia en Balancán.

       Esta pequeña estación, que consistía en una modesta casa de dos habitaciones, un baño, una sala comedor y una cocina, dada en préstamo por la Sra. Rosita del Carmen Pozo Montuy, a la cual ofrecemos disculpas por unos meses de renta en deuda y recibo de luz eléctrica, pero sabrá que contribuyó en gran parte en el desarrollo de la primatología en Balancán. Dicha casa, fue acondicionada con muebles dado en donación por el INECOL y traídos desde Xalapa en toda una aventura épica por una camioneta digestora monstruosa de gasolina pero con un logo de “Oficial” que nos permitía pasar todos y cada uno de los retenes federales y estatales, menos en Balancán con un retén de tránsito municipal, el agente “Adrian” nos dice “¿Oficial? ¿Pero oficial de qué?, ¡hay que revisarlos!”. Pero fue grato ver la seguridad del municipio y su inquietud por revisar los muebles viejos que nos habían dado en donación. Aunque ya teníamos muebles de oficina no teníamos camas ni mucho menos utensilios de cocina, que fueron comprados posteriormente y donados por la Sra. Clemencia Montuy Vazquez (abuelita mía) una estufa y un tanque de gas. Con todo ello, habilitamos por primera vez y en forma la primera estación de investigación primatológica llamada “Leona Vicario”.
Figura 3. Interior de la casa Estación en leona Vicario.

        Esta primera estación albergó a un gran número de estudiantes de licenciatura, maestría y doctorado, aunado a los siempre relegados manatinologos de la región que estaban sin hogar y esta estación los albergó por poco tiempo con mi consentimiento. Por aquí pasaron: Rodolfo Martínez Mota, Fabiola Espinosa Gómez, Celina Naval Ávila, John Ariztizabal Borja, Camila Latorre Cárdenas, Ricarda Ramírez Julián, Hilda Díaz López, Darwin Jiménez Domínguez, Laura Elisa Arguello Sánchez y Francisco Ruiz. Además, albergó las operaciones de captura para la tesis de doctorado de un servidor y las de un proyecto de salud poblacional patrocinado por la Wildlife Conservation Society en colaboración con la Dra. Rosalia Pastor Nieto, así como de dos cursos de primatogía de campo que género recursos humanos comprometidos con el estudio y conservación de los primates de México.

        La estación sufrió severas inundaciones y la necesidad de ampliación y crecimiento provocó que esta se cambiara a la propiedad actual de la Familia Tejero Gerónimo (Ranchería Josefa Ortiz de Domínguez), amigos de un servidor que enamoré y sembré la semilla de un proyecto que aún está en latencia y que en esa ocasión por los objetivos de la dirección de la estación no se dejó germinar, pero pronto será necesario detonar proyectos de desarrollo sustentable y de esto se trata la declaratoria de santuario sagrado del mono saraguato.

       Tuvieron que pasar 12 años, para que se lograra un sueño común entre los fundadores (Juan Carlos Serio Silva, Yadira M. Bonilla Sánchez y un servidor) de este proyecto y que fue brutalmente superado, pues lo que se buscaba era establecer un Área Protegida dada para la conservación de los monos saraguatos y no una declaratoria de todo el municipio. Sin embargo, en mi opinión ahora desde afuera de dicha trinchera pero apuntalado desde otra pero con el mismo interes, será proceder a un ordenamiento ecológico municipal a una escala fina por las propias condiciones de fragmentación del territorio y con ello, realmente definir las áreas que pueden ser consideradas intocables o enmarcadas en un uso sustentable para la conservación no solo del mono saraguato, sino de muchas otras especies de fauna con las mismas necesidades.
      Aquí es preciso indicar que existe un área no con 1200 monos aulladores como se menciona actualmente, (este dato ya es obsoleto) sino con un poco más de 3500 monos aulladores del sistema fluviolagunar de Balancán hasta Emiliano Zapata, es por ello, que la declaratoria consolida ya esa ventana que se vislumbró hace 12 años para el involucramiento de la sociedad que hoy ha participado en la “Primera Semana Internacional del Mono Saraguato”, puesto que este logró sirve de base para implementar el proyecto de conservación comunitario y de tierras privadas “Balancán-Zapata” un ANP Estatal sin precedentes y totalmente operativa, con la combinación de UMAS, Granjas, ranchos ganaderos intensivos y semiintensivos con ganadería controlada, agroecología, ecoturismo e infinidad de proyectos que logren diversificar la producción de la región y sobre todo alcanzando un desarrollo económico que garantice la igualdad de la riqueza y la distribución de los beneficios.
Figura 4. Propuesta de Area Natural Protegida la cual alberga mas de 3500 monos aulladores.

         ¿Qué se necesita ahora? Un gobierno municipal comprometido y con la camiseta bien puesta, con una visión no de tres años, sino de muy largo plazo, un gobierno Estatal que otorgue apoyo para la organización y respaldo para la declaración de ANP estatal así como de toda una estrategia de manejo comunitario y un grupo de investigadores con la venda de los ojos quitada sobre no únicamente realizar investigación y generar tesis y publicaciones sino con un compromiso real de aplicar su conocimiento e información para el respaldo de las estrategias de desarrollo sustentable. Y por último pero no deja de ser importante, -incluso es lo más importante-, a una sociedad libre de los grilletes del pasado con promesas de polos ganaderos o agrícolas, sino abierto a probar con otras políticas de desarrollo y diversificar su productividad, apostando no solo a la tierra sino al aprovechamiento sustentable de todos los recursos naturales que sobresalen y se desperdician hoy en día.

         Yo estoy comprometido y ¿usted?... mi prueba, dos UMAS de conservación, la UMA Saraguatos la primera de conservación de primates y UMA Manatí la segunda en conservación de primates y la primera en la conservación de manatíes en México. Todavía hace falta mucho por hacer, y podemos hacer que los siguientes 12 años de la primatología y en general de la vida silvestre en Tabasco supere por mucho los primeros 12 años.

Figura 5. Primer Espectacular de Bienvenida de la UMA Saraguatos en el 2012.

       En hora buena, por esta declaratoria, pero hagámosla real y viable por mucho mucho tiempo. Finalmente agradezco infinitamente al Dr. Juan Carlos Serio Silva al cual puedo decir que realmente ha quedado enamorado del municipio y de los monos saraguatos negros a tal grado de que los miles de kilómetros recorridos desde hace 12 años a la fecha por verlos y estudiarlos no le son nada. En hora buena, y que se sigan obteniendo más logros en pro de la conservación de nuestros primates mexicanos.

1 comentario:

Eugenio Heredia dijo...

Buenas tardes estimado amigo,

he leído esta nota y quiero felicitarte por tan ardua labor en pro de la preservación del mono aullador negro o saraguato.

Estoy realizando un proyecto turístico en varios idiomas y estoy a punto de ir a Balancán. La idea de promover este lugar me parece estupenda y me gustaría saber cómo llegar a este sitio.

De antemano agradezco tu apoyo.

saludos

L.I Eugenio Heredia